Star of Bombay Sensorial Room: la importancia del sentido del olfato

¿Serías capaz de reconocer los 12 botánicos que incluye Star of Bombay si pudieras oler sus aceites esenciales? Eso sí, conociendo de antemano los nombres de los doce. Bien, ya os adelanto que yo no. Yo sólo reconocí cuatro, y son los de perogrullo. Claro que yo no soy bartender (mi carrera acabó rápido, que se lo pregunten a mi profesor el maestro del Slow Paco Bretau, que aún intenta dar con la forma de enseñarme a hacer un shake digno). Algunos bartenders de verdad y no de pacotilla como yo lo hicieron mucho mejor. Aún así, todos y todas salimos de la interesantísima experiencia Star of Bombay Sensorial Room con una idea clara: el sentido del olfato está muy pero que muy maltratado.

Tenemos mucho que aprender de los perros. En serio.
Tenemos mucho que aprender de los perros. En serio.

Se encargó de hacérnoslo saber el maestro Ramón Monegal, uno de los perfumistas más importantes de España y miembro de la cuarta generación de la casa Myrurgia. Con esta masterclass tan peculiar, Monegal puso de relieve la delicadeza e importancia de los 12 botánicos que componen Star of Bombay, la ginebra premium que hace dos años que está en el mercado y que aún hoy nos sorprende. Star of Bombay se creó especialmente para el mundo de la coctelería, y contiene dos botánicos muy utilizados en perfumería: la bergamota y la ambreta. Ramón Monegal nos hizo reflexionar sobre cuánto en común tiene una ginebra y un perfume: ambos destilan e infusionan botánicos (y en perfumería entran plantas, cortezas, raíces, flores, hojas…) para conseguir una aroma único. En concreto, el caso de la bergamota es clave para entender la calidad de Star of Bombay: se trata de un cítrico que necesita un contenido alcohólico elevado para “brillar” y sólo Star of Bombay puede usarlo sin que resulte agresivo al paladar. ¿Por qué? Porque los ingredientes están inficionados 100% con vapor, evitando que se cuezan.
Ramón Monegal: maestro perfumista y maestro comunicador
Ramón Monegal: maestro perfumista y maestro comunicador

La Bombay Experience Sensorial Room sirvió también para que todos y todas supiéramos que mezclar aromas no es sólo cuestión de adiciones. Hay que tener en cuenta lo que los perfumistas llaman notas de salida, notas corazón y notas de fondo. Algo parecido a lo que hacemos al elaborar el cóctel. Las notas de salida (normalmente cítricos), son las que seducirán en primera instancia, pero son muy volátiles. Las corazón son la personalidad (flores y especias). Y en las de fondo, almizcles y maderas, encontraremos lo que Monegal denomina “solera”. Combinarlas es trabajo meticuloso, casi científico. Es jugar a ser alquimistas buscando la piedra filosofal: el perfume (o el cóctel) que sorprenda, que sea diferente, que sea memorable.
Maletín con aceites esenciales: un "quimicefa" sofisticado.
Maletín con aceites esenciales: un “quimicefa” sofisticado.

Para los más curiosos, os dejamos aquí la lista de los 12 aceites esenciales que tuvimos que intentar adivinar: amarreta, Angélica, Pimienta Rosa, Pimienta Negra, Cilantro, Enebro, Canela (casia) , Almendra, Iris (lirio), Limón, Bergamota y Regaliz.
Por último, un consejo: practica el olfating. Se trata de entrenar la nariz, y asociar los olores a recuerdos propios e intransferibles. De esta forma, la próxima vez que experimentes el mismo aroma serás más capaz de recordar qué era al “tirar” de tu archivo personal. Ya verás cómo hacerlo añade un nuevo valor a tu creatividad coctelera.

Entradas relacionadas

¡ Comparte !
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter