Tiki Bar 2.0

by Mauri Jiménez

Viajar a Londres es siempre una gran idea, y no me refiero solamente para visitar coctelerías, sino porque es una ciudad fantástica, que combina tradición e historia con la más absoluta modernidad.

Londres es una ventana al mundo, a las últimas tendencias y siempre es punto de inspiración. Este año, con la excusa de la London Cocktail Week (el evento de mayor envergadura del sector a nivel mundial) volví a pasar unos días descubriendo y aprendiendo.

Esta travesía me llevó a uno de los bares más bonitos, más trabajados y más divertidos que he pisado en Londres. Me refiero a Laki Kane. Ya hace un año, cuando conocí a Georgi Radev en Saint Lucia, me habló del bar que planeaba abrir. Por mucho que mis expectativas eran altas al conocer su trayectoria y por la pasión con la que me lo contaba, realmente no esperaba que me gustara tanto, y que el resultado fuera tan redondo.

Un bar es una suma de muchas cosas, donde los cócteles son importantes, pero no dejan de ser una pieza más en todo el engranaje. Por ello cada vez le doy valor a más aspectos, sobre todo, a la armonía entre todos esos ingredientes.

Tiki desde que entras por la puerta

Laki Kane es para mí el ejemplo perfecto de lo que debería ser un Bar Tiki en el 2018. Tiene todos los ingredientes para serlo. Me voy a explicar. Cuando hablamos de Tiki, hemos de dejar de lado el fuego y las camisetas de flores. Pongamos en valor qué representaba realmente al Tiki cuando apareció a medidos de los años 30.

Los bares Tiki, que abrieron en California después de la Ley Seca en medio de la Gran Depresión, lo único que pretendían era ofrecer un lugar de evasión a la población. El Tiki es ese anhelo de viajar al paraíso, descubrir nuevos sabores, generar todas esas endorfinas que se producen al viajar y descubrir un sitio nuevo.

Frutas como el mango o la fruta de la pasión eran sabores nuevos, sorprendentes hace 70 u 80 años, pero ahora no lo son. En España sabores como la misma fruta de la pasión o el jengibre ya no son nuevos, ya no nos generan sorpresa. Por esta razón Georgi no quería repetir patrones y ofrecer lo mismo, y a partir de esto, ha buscado e investigado para poder averiguar lo que sería hoy en día este ejercicio de escapismo a través de los sabores y su respuesta ha sido muy clara: Asia.

Apetece mucho, ¿verdad?

Sin dejar de lado la estructura de la coctelería Tiki, ni la riqueza de sus rones, Laki Kane ofrece mucho sabores nuevos y sorprendentes. Georgi ha sido capaz de escapar de lo que hacían en Mahiki, donde estuvo diez exitosos años y darle una vuelta a un estilo bastante cerrado. Hacer las cosas bien ya no era suficiente. Y contó con la colaboración de Luca Cinalli para crear un nuevo menú complejo, sorprendente e universal. Solo probé tres de ellos, pero los tres fueron una maravilla.

Otros de los giros que nos ofrece Laki Kane, es que todos los siropes que utiliza no provienen de azucares refinados. Es evidente que la riqueza y complejidad que nos aporta la miel, el sirope de agave y otros siropes es fantástica, pero en este caso Georgi busca diferenciarse y usar este argumento como una ventaja competitiva. Os animo a echar un vistazo al menú de Laki Kane.

Otro aspecto que mucha gente no conoce del origen de los primeros bares Tiki, es la comida que se servía. La oferta gastronómica era de inspiración cantonesa. De esta manera, el local Tiki nos llevaba al paraíso desconocido no solamente través de la bebida, sino también de la comida. Y Laki Kane no podía ser menos, ofreciendo una carta de comida Thai fantástica. Georgi me reconoció que trabajar con su cocina propia no le era rentable y se dio cuenta que compartía la salida de incendios con un restaurante tailandés contiguo. Y así resolvió un problema. Eso sí, la comida se sirve hasta las 21:30 h.

Y como todo esto no era suficiente estímulo para Georgi, decidió montar en el piso de arriba una sala para eventos donde de forma regular programa talleres donde puedes hacerte tu propio ron especiado. El espacio se llama Spiced Dry Rum Club. La actividad que dura unas tres horas incluye por los menos tres cócteles, comida, una cata de rones y la posibilidad de re-destilar tu propio ron especiado. A partir de 20 ingredientes (de los cuales hemos de escoger cinco) tendremos nuestra propia receta para llevarnos a casa. En las fotos podéis ver con claridad cómo cada uno tiene su propio pequeño alambique para dicha actividad.

Spiced Dry Rum Club

Es evidente que todos estos aspectos hacen que Laki Kane sea ya un referente. Valoro muchísimo la reflexión dedicada por Georgi antes de darle la forma que tiene a día de hoy. A partir del talento, la creatividad y la autocrítica se puede llegar muy lejos.

¡Larga vida a Laki Kane!

https://www.lakikane.com

Entradas relacionadas

15
Mauri Jiménez
Mauri Jiménez

Barman autodidacta e inquieto que está detrás del COCKTAILSPERQUESI, catering de Coctelería.

¡ Comparte !
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter